Comer menos sin morirse de hambre

Hacer pausas, masticar mucho y beber agua son claves para sentirnos llenos y sin más ganas de comer. En los últimos años se han realizado estudios para demostrar lo que nos da la sensación de saciedad, lo que se traduce en una pérdida de peso inmediata y sin pasar hambre.

Varios estudios han demostrado, por ejemplo, que beber dos vasos de agua antes de probar alimentos, masticar más, comer despacio e incluso mascar chicle ayuda a perder las ganas de comer e incita a la saciedad. Por el contrario comer rápido incrementa las ganas de comer aún más.

La nutricionista Alicia Cleves –directora del Centro de Nutrición y Medicina Integral (Cinumed)–  añade que al comer despacio además de disfrutar más del alimento da la sensación de saciedad.

Además de estos sencillos trucos, las claves para mantener el peso adecuado sin morirse de hambre son consumir una alimentación saludable (que incluya todos los grupos de alimentos), restringir bebidas azucaradas, no abusar de las frituras y consumir dulces y golosinas de forma moderada.

descarga

 

Esta entrada fue publicada en ciencia e investigación, curiosidades. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s